Share

España: Récord turístico y Medalla de Chocolate

Inmersos en las Olimpiadas de Río 2016, España (a día de hoy y a expensas de que obtengamos alguna medalla más) está situada en el número 13 del ranking en el Medallero Olímpico. Acostumbrados a sufrir cuando conseguimos una medalla (véase en qué especialidades deportivas las conseguimos) parece como si hubiéramos alcanzado el éxtasis olímpico, destinado a aquellos pocos elegidos que gozan de tal distinción.

En ese sentido, este año, año de Olimpiadas hemos conseguido un nuevo récord, una nueva medalla, pero esta vez de chocolate. Hemos conseguido un récord turístico sin precedentes, 38 millones de turistas, donde los susodichos que nos visitan se gastan menos que Tarzán en zapatillas.

Según la encuesta de Egatur, publicada el pasado viernes por el INE (Instituto Nacional de Estadística) el gasto por turista ha bajado en un 3,13% y la duración del viaje un 4,56%. Por tanto, habiendo recaudado más desde un punto de vista global, como consecuencia del incremento de turistas, cada turista gastó menos.

Realmente es una situación preocupante, el consumo y el desgaste de los recursos naturales, de las infraestructuras y los servicios básicos de nuestras zonas turísticas es evidente. No hay «ecotasa» que lo reponga. Creo que es hora de pensar en una nueva estrategia turística y sostenible para nuestro futuro próximo, si no queremos volver a conseguir la Medalla de Chocolate un año más.

Apostar por la calidad, por nuestra gastronomía, por nuestra cultura, por nuestra historia, por nuestra posición privilegiada en el globo terráqueo, si, si por el sol y playa de calidad. Se que es la canción del verano, vamos, de cada verano. Pero apostamos por ello o nos vamos a ver abocados al fracaso más sonado de nuestra principal industria (la única que nos queda).

No es cuestión de subir precios a cambio de nada, es cuestión de mejorar nuestra oferta, dotarla de más calidad, y de cobrar por lo que se ofrece. Con ello conseguiremos que aumente la satisfacción, las experiencias vividas, fidelicemos turistas y cambiemos nuestro Medalla de Chocolate por una de Oro aunque hayamos reducido el número de visitantes.

 

Fuente foto: www.hosteltur.com

Share